top of page

Consejos para evitar accidentes de tráfico en vacaciones

El verano es sinónimo de vacaciones. Y, con ello, de un incremento importante del número de desplazamientos en coche. Un dato: la segunda operación especial de tráfico del pasado verano 2022 preveía casi 7 millones de viajes por carretera. Por eso ten en cuenta estos consejos para evitar accidentes de tráfico en vacaciones.


Prevenir accidentes en verano


En realidad, muchos de los consejos que te vamos a dar en las próximas líneas no solo valen para las vacaciones, sino para cualquier momento en el que tengas que hacer un viaje por carretera. ¡Toma nota!


  • Revisa el correcto funcionamiento del vehículo. Antes de comenzar el viaje comprueba que el coche cuenta con una adecuada presión de los neumáticos, que los niveles de aceite y agua estén correctos, que las luces funcionen bien, etcétera.

  • Asegúrate de que el coche tiene una buena temperatura. O lo que es lo mismo, no inicies el desplazamiento si el vehículo ha estado al sol y, por lo tanto, su habitáculo está muy caliente. Antes de comenzar el viaje abre todas las ventanas y enciende el aire acondicionado para bajar la temperatura interior. No olvides que el calor puede ocasionar la sensación de cansancio y deshidratación en un conductor.

  • Planifica el viaje. Intenta evitar imprevistos innecesarios estudiando los desplazamientos que vayas a realizar con la suficiente antelación.

  • Descansa cada 200 kilómetros o cada dos horas de conducción. Estira las piernas y elimina cualquier sensación de agobio y cansancio.


Más consejos para evitar accidentes de tráfico en vacaciones


Además de estos consejos hay otros que te ayudarán a evitar posibles accidentes de tráfico durante tus desplazamientos en verano.


Por ejemplo, se recomienda conducir durante el día, ya que por la noche la visibilidad es menor, el cansancio puede incrementarse y, con ello, se reduce considerablemente el tiempo de reacción ante cualquier imprevisto.


Del mismo modo hay que distribuir equilibradamente todo el peso de carga en el coche, no llevar objetos sin sujeción en el interior del vehículo y asegurarse de que la ubicación de los elementos que se portan es la correcta en el maletero, para que no salgan disparados ante un frenazo o accidente, con el riesgo que ello puede conllevar para otros usuarios de la vía.


Por supuesto, hay que evitar las distracciones al volante. Lo que significa no comer o beber mientras conduces, ni mirar el móvil o hacer llamadas. De tener que hacerlo, es mejor parar en un sitio permitido.


Como es lógico, tampoco se puede consumir alcohol. Por ello, evita ingerir cualquier tipo de bebida alcohólica antes y a lo largo de un desplazamiento en coche.


Por último, aunque no menos importante, no se pueden realizar maniobras bruscas, como un volantazo al confundirse en una ruta, y sí extremar las precauciones en el momento de efectuar un adelantamiento, una incorporación, entrar en una rotonda o acceder a una zona poblacional.


Como recomendación final, no lo olvides, no te marques una hora fija de llegada a tu destino. Lo importante es hacerlo y evitar cualquier problema durante el viaje.

ความคิดเห็น


bottom of page